Robot autónomo es atropellado por auto en piloto automático

IvanDamian
09/01/201912:45:47

"Cambié el Tesla a modo automático, comenzó a moverse y ¡wow!, un robot aparece en la pista"

¿Preocupado por el apocalipsis Robótico?, No te preocupes, Tesla te cubre la espalda.

El hecho ocurrió este domingo 6 de Enero, cuando un Tesla Model S en modo automático arroyó y “mató” a un robot atónomo Promobot V4 en el Paradise Road de Las Vegas.

Los robots eran transportados por ingenieros para ser presentados en el CES 2019 cuando uno de ellos se desvió y se dirigió a la calle.

Momentos después el robot fue arrollado por un automóvil Tesla que se encontraba en modo automático, después del choque el auto continuó su camino y se detuvo a cincuenta metros del incidente.

“No había nadie allí, ni personas, ni carros. Cambié el Tesla a modo automático, comenzó a moverse y ¡wow!, un robot aparece en la pista”, explicó George Caldera, el pasajero que se encontraba en el auto, quien indicó que decidió probar el modo automático del Tesla en una zona poco transitada.

El Promobot V4 era parte de una linea comercial diseñada para apoyar en negocios, este sufrió graves daños en brazos, cabeza, la plataforma de movimiento, dejándolo fuera de la exposición por la dificultad para repararlo.

“Puede comunicarse con las personas sobre cualquier tema, puede reconocer rostros, responder preguntas y moverse evitando obstáculos, mover los brazos y cabeza. Pueden realizar funciones administrativas, de promoción, guías de museo, consultantes, conserjes y muchas otras.” Asegura el sito web de Promobot.

“Por supuesto que estamos enfadados. Trajimos este robot desde Filadelfia para participar en el CES. Ahora no puede participar en el evento y tampoco ser reparado. Realizaremos una investigación interna y descubriremos por qué el robot fue a la carretera”, advirtió Oleg Kivokurtsev, director de desarrollo de Promobot.

Ahora bien… no decimos que ese robot comenzaría la revolución de las maquinas que aniquilaría a la humanidad, pero por si las dudas, ¡gracias Tesla!