Toman Congreso

Daniel
29/09/201800:00:46

Negociaciones continuaban hasta el cierre de edición

Los 172 trabajadores sindicalizados del Congreso del Estado pertenecientes a tres sindicatos se amotinaron ayer desde las dos de la tarde en la sede del Poder Legislativo y en protesta por la falta de “pago oportuno” de las compensaciones mensuales, que vencen este domingo, cerraron el edificio y lanzando consignas contra la fracción de Morena que mantiene a su cargo la Junta de Coordinación Política (Jucopo). Oficialmente hasta el cierre de esta edición las negociaciones continuaban en tanto se mantenía la toma de las instalaciones.
El conflicto detonó posterior a la sesión de la Comisión de Hacienda y Finanzas que se encontraban dictaminando sobre un préstamo solicitado por el Ayuntamiento de Paraíso para el pago de laudos (que le fue negado), en la que además de la líder de la Jucopo estuvieron presentes la diputada presidenta: Nelly del Carmen Vargas Pérez, Katia Ornelas Gil, Ricardo Fitz Mendoza, Manuel Antonio Gordillo Bonfil y Carlos Mario Ramos Hernández.
Posterior a esa sesión interna Ángel Ramiro Santiago Jiménez, secretario de Finanzas del Sindicato Independiente de Trabajadores del Congreso del Estado de Tabasco (SITCET), encabezó el movimiento afirmando que el problema radicó en el pago de la compensación mensual a 172 trabajadores sindicalizados que debe ser efectivo el 30 de septiembre, pero como cayó domingo se debió reflejar a más tardar ayer viernes.
A partir de las 17:00 horas de ayer iniciaron las negociaciones, presuntamente encabezadas por Beatriz Milland y los líderes de los tres sindicatos, pese a que no dejaron entrar al diputado del PVEM, Carlos Mario Ramos Hernández.
Posteriormente a las 19:00 los líderes sindicales informaron que la presidenta de la Jucopo, Beatriz Milland Pérez, informó que de acuerdo a lo recibido no se encontró presupuesto alguno para ese tipo de pagos, por lo que no se procedió a su desembolso.
Los trabajadores sindicalizados afirmaron que se mantendrán en plantón permanente, en tanto la sede parlamentaria fue cercada por elementos policiacos de reacción inmediata (antimotines).