Feminicidios sin cifras reales

Daniel
12/09/201903:43:40

Lamenta coordinadora parlamentaria del PVEM, Alessandra Rojo que en la presentación del proyecto se haya presentado un caso más en Tenosique

La coordinadora parlamentaria del PVEM en el Congreso de la Ciudad de México, Alessandra Rojo De la Vega, afirmó ayer que ni en Tabasco ni en México existen “cifras” reales sobre feminicidio y lamentó que durante la presentación del proyecto para ampliar las penas sobre violencia contra las mujeres se haya presentado un caso más en el municipio de Tenosique.
La legisladora del PVEM encabezó ayer la presentación ante medios de una propuesta de reforma al Código Penal para ampliar de entre 7 y 14 años las lesiones cometidas contra una mujer y duplicarlas en los casos donde se utilice cualquier tipo de “ácidos”.
Dijo que cada día son más los casos de mujeres atacadas con ácidos en la cara, por lo que este tipo de iniciativa tratará de inhibir este tipo de delitos.
Alessandra Rojo señaló que hoy no existen estadísticas de muertes de mujeres por razones de género, porque el feminicidio no está tipificado como delito y “por tanto con esta iniciativa estamos pidiendo ni una más”, resaltó.
Dijo que si bien es cierto hemos avanzado en el cumplimiento de esta obligación, también lo es que queda mucho por hacer. Específicamente existen acciones de violencia cometidas contra la mujer en razón de su género porque no lo contabilizan como feminicidio, a pesar de que existen razones suficientes para enfocar la pretensión, finalizó.
Se resalta que en el contenido de la iniciativa se plantea generar un tipo penal autónomo y no subordinado a otros ya existentes; por lo que se propone establecer el delito de lesiones cometidas por razones de género y que además concurra con otros delitos.
Durante el evento, al que también asistieron las priistas Diva Gastélum y Soraya Pérez Munguía, la también legisladora del PVEM en Tabasco, Odette Carolina Lastra García, resaltó que el Estado Mexicano ha asumido la obligación de erradicar toda discriminación y violencia contra la mujer, así como garantizar su derecho humano al acceso a una vida libre de violencia. “Y es ahí donde radica el origen de nuestra iniciativa”, apuntó.