Ya no es princesa

El Universal
11/08/201800:00:58

La actriz deja las telenovelas para protagonizar la serie “La bella y la bestia”, en la que interpretará a una experta en artes marciales, la cual se estrena este lunes por canal 5.

La mirada tierna en los ojos verdes de Esmeralda Pimentel la había convertido en una de las princesas favoritas de las telenovelas de Televisa.
La actriz se volvió la protagonista de las historias rosas de la televisora, algunas de ellas con mucho drama y otras más con comedia.
Sin embargo, a sus 28 años de edad y con siete telenovelas, la tapatía decidió que era momento de dejar atrás su papel de princesa en apuros, para entrarle a las historias reales que retratan con crudeza la violencia, la venganza y las vicisitudes que pasan algunas mujeres.
“He tenido la oportunidad de interpretar a la chava buena-buena, que es el típico estereotipo, y ahora tengo el chance en ‘La bella y las bestias’ de interpretar a una persona que está en un punto de crisis, de límite, donde se confronta con el miedo, con la soledad, con la toma de decisiones, una mujer que decide tomar venganza”, dice en entrevista.
Para la serie, que es producción de W Estudios (compañía de Patricio Wills, que ahora es el responsable de nuevos contenidos de Televisa) y Lemon Films (de los hermanos Rovzar), Pimentel se quitó la máscara de bondad, para convertirse en una mujer a estilo nikkita, que es experta en artes marciales.
De acuerdo con la actriz, esta historia es reflejo de los cambios que tiene la televisión y de la intención de retratar a mujeres reales, esas que tienen familia, pareja, que son libres y que también tienen luchas personales, dolor y decepciones.
“Mucha de la responsabilidad radica en crear estas historias. Cuando la industria comience a generar contenidos más diversos, nos va a dejar de sorprender ver mujeres fuertes en la pantalla.
Además, es un rollo cultural, porque las mujeres tenemos que reconocer esas mismas fortalezas en nosotras mismas.