“No se puede garantizar que no haya rebrotes de Covid”

El Universal
24/05/202011:42:54

El subsecretario enfatizó que es imposible mantener la Jornada Nacional de Sana Distancia, pero que en cuanto se identifiquen los rebrotes, se tendrá que reducir la movilidad.

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 24 (EL UNIVERSAL).- La Secretaría de Salud (Ssa) afirmó que ni México ni otro país puede garantizar a su población que al levantar el confinamiento no se presenten rebrotes de Covid-19. “No está garantizado en México ni en otro lado que al momento de reapertura no pueda haber un rebrote. Tendremos experiencias de rebrote, eso hay que dejarlo claro, pero es imposible e inconveniente pretender que se puede mantener un estado de inmovilidad por tiempos demasiado largos”, comentó Hugo López-Gatell Ramírez, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud.
Luego de que la Ssa reportó la cifra más alta de casos nuevos de Covid-19 en un día, con 3 mil 329, que suman un total de 65 mil 856 y 7 mil 179 fallecimientos, 190 más que el pasado viernes, el subsecretario enfatizó que es imposible mantener la Jornada Nacional de Sana Distancia, pero que en cuanto se identifiquen los rebrotes, se tendrá que reducir la movilidad.
“México debe ensayar la apertura de movilidad con mecanismos de monitoreo continuo que identifiquen (…) cuál es el nivel de riesgo. Si se presentan cambios en el comportamiento de la epidemia (…) se puede y debe reducir, y se reducirá, la movilidad”, dijo.
Señaló que el 30 de mayo concluye el distanciamiento social, pero que no significa que las personas regresen a la vida normal. “El que termine la sana distancia no quiere decir que regresen las mismas actividades (…) En unos estados se necesitan varios días más de restricción de movilidad, en otros habrá liberación de algunas actividades y en otros habrá restricciones en una etapa posterior”, explicó.
Acerca del relajamiento de las medidas de mitigación, expresó que hay ciudadanos que viven al día y que no pueden permanecer en casa, por lo que resaltó que no se usará la fuerza pública para evitar que salgan a la calle.
“Quien tiene ahorros o suficiente riqueza puede no estar en la calle, pero quien no tiene esas condiciones, y es una proporción enorme de la población, entonces debe buscar el sustento. Creemos que no se puede usar la fuerza pública, sino persuadir a las personas de que no salgan”, comentó.
Llamó a los mexicanos a prepararse para una pandemia larga y a tomar en cuenta que en algunas entidades el pico de contagios se dará hasta octubre, justo cuando inicia la temporada de influenza, lo que podría provocar un resurgimiento de casos de coronavirus, que representaría un doble reto para el sector Salud en cuanto a ocupación hospitalaria.
“Preparémonos para una epidemia larga. Las curvas epidémicas de distintas ciudades se van a presentar en junio, julio, agosto y otras hasta septiembre, sobre todo en Guadalajara y Monterrey”.
“Se prevé que la epidemia se prolongue hasta octubre, cuando empieza la temporada de influenza. No está garantizado, pero es probable que con esta llegada resurjan casos de Covid. El reto es importante, porque la ocupación hospitalaria puede estar combinada por personas que tengan influenza o Covid”, detalló.
Sobre la inmunidad de rebaño, recordó que en México iniciarán las encuestas serológicas entre julio y agosto, y destacó que si bien los primeros resultados en otros países dan un poco de esperanza, aún es temprano para pensar que una persona que tuvo coronavirus logra la inmunidad.
“La Ensanut se empieza a preparar y tendrá un componente de Covid. Se piensa que en julio o agosto ya se empiece con la recolección de datos. Con respecto a la inmunidad, diría que hay esperanza, pero la evidencia científica no es tan consistente, hay esperanza por la experiencia con otros coronavirus y de que pudiera haber respuesta inmune protectora, pero todavía falta evidencia en el mundo para afirmarlo”, concluyó.