12/09/201800:00:28

Adán: reconciliación, no impunidad

Salvador Fernández Tiempo de política

Tiempo de política

12/09/201800:00:28

Ayer se mencionaron una decena de municipios cuyas cuentas públicas serán revisadas “a fondo”, sin “componendas ni impunidad”.

Tres elementos nos dan la esperanza de que por fin asistiremos un parte aguas histórico en la calificación honesta del uso de los paupérrimos presupuestos municipales, que no alcanzan para obras públicas ni programas sociales, pero sí para que los alcaldes le metan la mano al cajón:

1.- La fuente de información-corresponsabilidad deviene de tres legisladoras que son mujeres serias: Beatriz Milland, Patricia Hernández y Katia Ornelas.

En su calidad de líder del Congreso local, Milland Pérez sentenció que se aplicará la ley “sea quien sea”; la diputada Hernández Domínguez, presidenta de la Comisión Instructora dos que calificará las cuentas de Huimanguillo y Teapa fue tajante al afirmar que no habrá impunidad para la gestión de ambos ayuntamientos, de los más cuestionados del trienio, y finalmente la joven legisladora Ornelas Gil, presidenta de la Tercera Comisión Instructora, aseveró que su partido, el PRI, no tiene la intención de proteger ninguna cuenta pública y le asiste la razón, pues de los ayuntamientos que están bajo su jurisdicción, solo hay uno de origen tricolor, Macuspana, a cuyo alcalde José Eduardo Rovirosa, expulsaron de sus filas y por lo tanto no hay, si fuera el caso, ninguna posibilidad de intercambiar favores, a lo que nos tenían acostumbrados las anteriores legislaturas.

2.- La mayoría simple del Congreso local corresponde al Morena con 21 legisladores y con los tres del PVEM suman la mayoría calificada aunque no es necesaria para calificar y remitir al OSFE la cuenta que deberá ser reprobada, sin el pretexto y el trabalenguas jurídico que nos recetaron para justificar y evadir la responsabilidad que tienen los diputados de auditar los recursos de los ayuntamientos. No sobra decir que los verdes expulsaron de sus filas al cuestionado edil teapaneco Juan Armando Cano Gómez.

3.- Todos los partidos en campaña tuvieron en sus plataformas político-electorales el combate a la corrupción y a la impunidad. Esta es la oportunidad de aplicar la ley y más si es en los burros del vecino.

TIEMPO PERDIDO.-
Ayer se precisó que en el archivo de la vergüenza del Congreso local quedaron un total de 375 iniciativas, proyectos de decreto y acuerdos que le heredaron a los nuevos diputados quienes ganarán la mitad de la llamada dieta de aquellos.

TIEMPO FUERA.-
“Tabasco lo que requiere es una reconciliación, sin que se diga que es una patente de corso o una garantía de impunidad”
Adán Augusto López Hernández

sfernandez@ddt.mx