11/10/201800:03:21

El reencuentro

Daniel Castro Jiménez Artículo

Artículo

11/10/201800:03:21

A partir del pasado 12 de septiembre, en que Andrés Manuel López Obrador se reunió con los gobernadores en funciones en el seno de la Conago, la agenda del Presidente electo ha venido desarrollándose de manera puntual en cada uno de los estados que integran el pacto federal dentro de “la gira del agradecimiento” que arrancó al interior del país.
En este contexto se ha reunido ya con Antonio Echeverría, gobernador de Nayarit; de Zacatecas, Alejandro Tello Cristerna; de Aguascalientes, Martín Orozco Sandoval; Alfredo del Mazo, del Estado de México; de Michoacán, Silvano Aureoles; de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano; y de Morelos, Cuauhtémoc Blanco.
Toca en Tabasco el reencuentro con el gobernador en funciones, Arturo Núñez Jiménez, la mañana del próximo domingo 14 de diciembre en Palacio de Gobierno.
La gira de AMLO en cada uno de los estados ha sido discrecional; en el caso de su “agua” –a como le llama al lugar donde nació- es necesario destacar algunos aspectos que enmarcan el reencuentro del gobernador con el Presidente electo.
Primero: El respaldo de la Presidencia de la República –a partir del 1 de diciembre- a las acciones que desde el pasado 5 de septiembre ha realizado el Congreso local a cargo de Beatriz Milland Pérez y sus reformas a la Ley de Obras Públicas y a la Ley de Adquisiciones, en el marco de las “amenazas” de la fracción del PAN en el Senado para obstruirlas desde el Congreso de la Unión.
De acuerdo a las fuentes de Morena el senador Ricardo Monreal Ávila estará presente en esta gira del agradecimiento. Se prevé una sesión con los integrantes del Congreso local y otra con los alcaldes en funciones.
Segundo: El respaldo del Poder Legislativo -de mayoría morenista- a la solicitud del gobernador Arturo Núñez Jiménez para transferir recursos del empréstito de 450 millones de pesos del Nuevo Sistema de Justicia Penal (NSJP), en una tercera parte de estos (125 millones), para atender deficiencias en el sector Salud.
Tercero: Las condiciones para que la mesa de “transición” en Plaza de Armas dé margen de acción al gobernador electo, Adán Augusto López Hernández, para no encarar a partir del 1 de enero una crisis financiera superior a la observada en diciembre del 2012 en Tabasco.
Por ello se prevé que antes de este domingo la partida presupuestal del Gobierno Federal hacia el Gobierno de Tabasco –que corresponde al aún gobierno de Enrique Peña Nieto- logre cumplir los compromisos retardados en los sectores de Educación, Salud y Seguridad Pública, con la finalidad de que el “rescate” en diciembre-enero corresponda ya al Presidente electo. En términos efectivos pues el reencuentro es más institucional que político.
López Obrador viene a refrendar los compromisos asumidos con el “borrón y cuenta nueva”, para hacerlos efectivos a partir de la primer quincena de enero de 2019, además de los recursos que se contemplan para el apoyo a grupos vulnerables en función de la entrada de su gobierno el próximo 1 de diciembre; amén de lo relativo al “Tren Maya” y la “Refinería del puerto de Dos Bocas”.
Mención especial de AMLO en cada uno de los estados cuando se reúne con “sus” alcaldes electos es el “jalón de orejas” a los ayuntamientos y funcionarios entrantes para que “ni parientes lejanos ni familiares cercanos se contempen en los puestos de gabinetes estatales y municipales”.
El “Peje” pues en lo suyo este domingo

KYBALIÓN.-
Hasta la tarde de ayer sumaron 12 los cabildos en Tabasco que respaldaron la eliminación del “fuero constitucional” en la entidad.
Por ser un derecho inherente al cargo y no al derecho humano, la particularidad de esta reforma es que entrará en vigor a partir de su publicación y aplica en todo caso a los nuevos legisladores en funciones y no sólo a los que entrarán hasta el 2021.
La controversia radica es que el “desafuero” en Tabasco es para los delitos del fuero común, en caso de algún legislador tropiece en uno de ellos; pero en virtud de que la reforma no se ha dado en el terreno federal, pues los actuales legisladores siguen igual que el doctor Simi: “lo mismo, pero más barato”.
Por lo pronto mientras no se publique, los actuales diputados andan todavía “enfuerados”.