24/02/202000:27:59

Reforma para Impulsar la Transición Energética

Manuel Rodríguez González Análisis

Análisis

24/02/202000:27:59

En el marco de la décima primera reunión ordinaria de la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados, se aprobó de manera unánime por los diputados asistentes de las distintas fracciones parlamentarias, el dictamen en sentido positivo de la Iniciativa con Proyecto de Decreto por el que se reforma la Ley de Transición Energética.
Los diputados Nayeli Arlen Fernández Cruz y Arturo Escobar y Vega de las fracciones parlamentarias de Morena y del Partido Verde Ecologista de México, respectivamente, presentaron dicha iniciativa, cuyo objetivo se centra en promover la incorporación de energías limpias en los bienes muebles e inmuebles de la Administración Pública Federal para la generación de electricidad; como una alternativa para producir energía a un precio accesible y de manera simultánea reducir la huella de carbono de nuestra economía.
El dictamen que se votó a favor, producto de un trabajo colegiado en el seno de la Comisión, desembocó en la adición a un artículo de la Ley de Transición Energética, que establece las políticas y la regulación para el aprovechamiento sustentable de la energía, así como las obligaciones en materia de energías limpias y de reducción de emisiones contaminantes de la industria eléctrica, manteniendo la competitividad de los sectores productivos.
La adición se centra en el Artículo 29 del Capítulo III, relacionado con la estrategia del instrumento rector de la política nacional en el mediano y largo plazo en materia de obligaciones de energías limpias, en el aprovechamiento sustentable y mejora de la productividad energética; estableciendo las acciones que deberán ser ejecutadas mediante los programas anuales, las metas y la ruta; además del componente de largo plazo para un período de 30 años, que delineará las metas de energías limpias y de eficiencia energética.
El Artículo 29 de la citada ley, señala que la estrategia también incluirá un componente de planeación de mediano plazo para un período de 15 años, que deberá actualizarse cada tres años, la cual deberá contener propuestas para resolver los problemas identificados que obstaculicen el cumplimiento de las metas en la materia; reducir, bajo condiciones de viabilidad económica, la contaminación ambiental originada por la industria eléctrica.
Además de reducir la dependencia de los combustibles fósiles como fuente primaria de energía y promover las energías limpias, tal y como está establecido en el citado Artículo 29, se propone agregar un inciso, que incluya lo siguiente: “Promover programas para la generación de electricidad con fuentes renovables dentro de las dependencias y entidades de la administración pública federal en sus bienes muebles e inmuebles”.
De esta manera, el Poder Legislativo se suma a los esfuerzos en torno a la transición energética del país, para lograr que en 2024 se cumpla la meta de una participación del 35 por ciento de energías limpias en el proceso de generación de electricidad para 2024.